Jokoan, jugando a las empresas

ideiadekot.jpg

Ayer nos encontramos en termibus con JOKOAN, actividad que está dentro del programa Efervescente/Ideia dekot, organizado por lanekintza de Bilbao junto con Amasté, con motivo del día de la persona emprendedora.

La acción simboliza la gestión de una empresa con un juego. A mi me parece muy bien esto, aunque se haya usado como descrédito en otras ocasiones el argumento de que los poderosos (gobernantes, militares, en este caso empresarios…) juegan con algo que «no es un juego».

Parece que el juego y el trabajo son a priori conceptos opuestos, ninguna cultura acepta que jugar pueda ser un trabajo. Con este sencillo simil de «Jokoan» se introducen el azar y las reglas, la intuición, la apuesta y la creatividad como elementos clave en la aventura de una empresa.

En este juego nuestra empresa es una torre de tablas de maderas. El azar está representado por una «ruleta de la fortuna» que nos dirá el problema que tiene la empresa en cada tirada. Cada problema tiene un icono al que va asociado un color. Tendremos que extraer una tabla de ese color sin que se derrumbe la torre, y colocarla encima de la pila, de manera que vaya creciendo por medio de superar las adversidades.

La mecánica es muy sencilla, y así debe ser al estar montado en la calle y ser un reclamo publicitario (para coger una revista hay que pasar por el juego), una campaña en la línea de Amasté, «marketing de guerrilla». Es muy simple pero aun así suscita temas para el debate:

Hacer las torres más altas cada vez; Las empresas tienen que crecer para tener éxito? tienen que crecer hacia arriba? parece que el premio nos conduce al castigo de que no alcancemos a poner las tablas más alto… o que al final se caiga como pasó con la torre de Babel también por ambición…

Porque otra vez se toma el juego como competición? Buscar nuevos mercados, asociaciones (puentes en lugar de torres?), localismo, especialización. Inventar posibilidades. Ante un problema cambia el tablero, habrá que cambiar las reglas para adaptarse. Te encuentras K I E A en tu sudoku, ya no puedes seguir poniendo números. Cambia el juego cada vez…

El juego es también apropiado en este caso por su caracter de simulación (juegos de estrategia o de adoptar un rol), y por ser divertido como motivación. Pero puede un juego ser útil? Se puede responder «para que» se juega? (…saliéndonos del juego en la respuesta). Cuando deja algo de ser un juego?

En la revista aportan más ejemplos reales, pero teniendo el humor muy presente. De muestra el cómic de Pernan.

La revista ideia dekot en PDF se puede descargar aquí, que por cierto, también tiene pasatiempos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *